¿Conoces las ventajas de la cuenta bnc10?

Tener una cuenta corriente es algo que viene muy bien, sobre todo si te va a salir gratis. Y sí, has leído bien. En bnc10 no te vamos a cobrar nada por tener tus ahorrillos (o sueldazo, aquí aceptamos a todo el mundo) con nosotros. Lo mejor es que esta es solo una de las muchas ventajas. ¿Quieres saber cuántas más?

En la nueva era del banking móvil, bnc10 aterriza para darte la respuesta a esas pequeñas dudas existenciales que a veces pueden asaltarte del tipo de: ¿Qué hago con mi dinero?

Puede que te sientas tentado a guardarlo bajo el colchón, pero si lo piensas detenidamente, no parece lo más sensato, ¿no? Disponer de tu propio número de cuenta (que ahora todos llaman IBAN) sí es una mejor idea. Pero, ¿en dónde? A continuación te hablamos de las ventajas de abrir una cuenta corriente en bnc10.

 

  • Es gratis. Ya te lo adelantamos al principio, así que no es ninguna sorpresa. En cualquier caso, mola, ¿no? Por si el término “gratis” no te ha quedado suficientemente claro, esto significa que no tienes que pagar nada ni por abrir ni por mantener una cuenta. Como no nos gusta exigirte nada, tampoco necesitas tener nómina para hacerte una cuenta con nosotros. ¡Solo te queremos a ti!

 

  • Sin comisiones de alta ni de mantenimiento. Al abrir una cuenta corriente en bnc10 no te vamos a freír a comisiones. ¡Ni antes ni durante ni después! Se acabaron los infartos y lanzar improperios al mirar el extracto bancario. Te garantizamos que solo vamos a darte sorpresas buenas. Bueno, quizás sí te demos algún susto, pero solo porque estemos celebrando Halloween.

 

  • IBAN español. El IBAN no es otra cosa que el Código Internacional de Cuenta Bancaria. En otras palabras, se trata de un código que permite identificar una cuenta bancaria a nivel internacional. Al disponer de un IBAN español, puedes hacer exactamente lo mismo que con cualquier otro banco tradicional:
    • Domiciliar nómina y recibos. Por ejemplo, la factura de Internet, una beca de estudios, etc.
    • Realizar y recibir transferencias nacionales e internacionales. Por ejemplo, para pagar el alquiler.

 

  • Tu cuenta en 3 minutos. Tu tiempo es tuyo y no queremos robarte ni un segundo de más. Por eso, con bnc10 podrás abrir tu cuenta corriente en apenas 3 minutos. Vamos, en lo que tardas en tomarte un café. No tienes ni que rellenar extensos formularios ni rebuscar en los armarios para encontrar una documentación que parece no tener fin. En nuestro banco, no te exigimos más que lo necesario, así que puedes dejar la partida de nacimiento en su sitio.☺

 

  • Sin permanencia. El compromiso está bien con la pareja, pero con el banco, como que no. Es tu decisión abrir una cuenta corriente como también lo es cerrarla, cuando quieras, como quieras y porque quieras. Quizás ahora bnc10 te parezca una buena idea y en un mes cambies de opinión (aunque nos apene, no nos oponemos, snif snif), así que eres libre de cerrar tu cuenta con la misma flexibilidad con que la abriste. Repetimos: sin comisiones ni penalizaciones.

 

  • Sin letra pequeña. Aunque tengas la vista de pájaro y aún no seas miope, hay que reconocer que la letra pequeña es de muy mal gusto. Se trata de la estrategia que emplean algunas compañías para contar lo menos bonito de los contratos, aprovechando que nadie va a querer dejarse los ojos ahí. En bnc10 no hay letra pequeña. Al revés, todas son muy grandes porque queremos que te enteres muy bien de todas las ventajas de abrirte una cuenta corriente con nosotros. La lupa, a menos que seas Sherlock Holmes, puedes volver a guardarla en el cajón.

 

Es posible que estés reticente a creer que exista una alternativa tan maravillosa como bnc10, pero lo cierto es que lo somos y mucho. ♥